Anemia en el Congreso. Falta voluntad política

Anemia en el Congreso. Falta voluntad política

Pese a que muchos destacan la anemia legislativa en cuanto a la falta de voluntad política, lo cierto es que el presente Congreso Local camina… y camina bien. 

En el primer periodo ordinario de sesiones del segundo año del ejercicio constitucional del presente Congreso se lograron sacar 102 iniciativas, 49 dictámenes de decreto y 131 dictámenes de acuerdo. Estos números -fríos- son significativamente mayores a los logrados en el mismo periodo en los pasados congresos locales.

La mañana de este martes tuve la oportunidad de sentarme en la misma mesa de análisis con cuatro diputados locales representativos de fracciones legislativas.

Fue una larga y productiva plática para el auditorio del 88.9 de FM, La Invasora, con las diputadas Yazmín de los Ángeles Copete Zapot (PRD), Daniela Griego Ceballos (Morena), Eva Cadena Sandoval (Independiente), y el diputado Vicente Benítez González (Nueva Alianza), mientras que el diputado Sergio Hernández (PAN, Presidente de la JuCoPo) se disculpó de última hora.

Entre lo destacado se encuentra que falta voluntad política en el Congreso para vacunar a Veracruz de la Corrupción. Fue innegable la coincidencia con respecto a la buena productividad que ha tenido el presente Congreso Local, y la concurrencia en que para nombrar al Fiscal Anticorrupción y Contralores, lo que se necesita es "Voluntad política". El cáncer de la corrupción sigue sin vacuna en Veracruz y en manos de los diputados está la cura.

Cuando menos, los cuatro legisladores coincidieron en que se necesita platicar y dialogar más para ponerse de acuerdo. La famosa voluntad política es negociar sin arrebatar, tomar las decisiones al margen de las implicaciones que pueden tener en los procesos electorales, sin fijar cuotas y sin oponerse a todo.

La idea generalizada (y los propios diputados lo aceptan) es que el Congreso del Estado ha dejado de ser una oficialía de partes del Gobierno del Estado. Ahora no todas las iniciativas que manda el Ejecutivo son autorizadas a bote pronto y por aplanadora. Se destaca que la mayoría calificada no la tiene ningún partido y que pese a que hay diferencias, al final han logrado generar una buena dinámica en la Junta de Coordinación Política y en el Pleno.

Entonces, si los cuatro representantes de partido allí presentes admiten que falta Voluntad Política y que solo se necesita ponerse de acuerdo, entonces ¿Por qué no ha sido designado el Fiscal Anticorrupción, los contralores internos, el contralor legislativo, o por qué no pudo ser eliminado el fuero constitucional a servidores públicos?

Bueno, la respuesta tal vez la pueda encontrar en los ausentes a la mesa de análisis. La invitación fue girada para que todas las fuerzas políticas acudieran pero ni el grupo legislativo del PRI ni el de Juntos por Veracruz contestó a la convocatoria. Y no se pretende que por no acudir a la mesa del 88.9 FM por eso no caminen los temas en el Congreso, se trata de señalar que para que haya acuerdos tooooodos deben sentarse en las mismas mesas, todos deben hablar el mismo idioma y todos deben tener el mismo fin.

Con la voluntad política que ahora hay, se ha legislado mucho más que en las pasadas legislaturas y se han sacado importantes temas como el Sistema Estatal Anticorrupción, la legítima defensa como un derecho de los veracruzanos, la nueva Ley de Fiscalización, la Ley Orgánica del Tribunal Estatal de Justicia Administrativa, la nueva Ley de Responsabilidades Administrativas, la creación de la Fiscalía Especializada en el Combate a la Corrupción, y muchas más.

Imagínese todo lo que podrían lograr los diputados si hubiera aún más Voluntad Política.

@atticuss1910

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Las ideas y opiniones aquí expresadas son responsabilidad exclusiva del autor y no necesariamente reflejan el punto de vista o la línea editorial de Informaver y Arcadeleer. Respetamos y defendemos el derecho a la libre expresión.