Cuitláhuac y Cuauhtémoc los dos fiascos de la 4T

Cuitláhuac y Cuauhtémoc los dos fiascos de la 4T

Eso es lo que nos comenta Salvador García Soto en su columna Serpientes y Escaleras, les dejamos el caso específico del veracruzano, chequen: “Como si en la etimología náhuatl de sus nombres estuviera marcado su destino, Cuauhtémoc Blanco, que en la lengua mexica significa “águila que cae”, y Cuitláhuac García, “águila en el agua”, los gobernadores de Morelos y Veracruz que llegaron al poder de la mano del presidente Andrés Manuel López Obrador y su 4T, hoy están envueltos en rumores y amenazas de caídas y de juicios políticos debido a su ineficacia y su incapacidad para gobernar y controlar la inseguridad y la violencia en sus respectivos estados (...) Por lo que se refiere a Cuitláhuac García, el morenista al que en menos de cuatro meses le asesinaron en dos cruentas masacres a 43 personas, la primera en abril en Minatitlán y la segunda en Coatzacoalcos en agosto pasado, las constantes defensas y espaldarazos abiertos del Presidente no han logrado revertir la imagen de un gobernador completamente rebasado por la inseguridad y la violencia. En los 10 meses de su administración ya cobró la vida de más de 1,000 veracruzanos, con un incremento de 55% en los homicidios dolosos en estos 9 meses, además de que los feminicidios subieron en 83% y los secuestros en 124% de enero a junio de este año, según las cifras del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública. El morenista Cuitláhuac —que literalmente parece un águila que hace agua— enfrenta ahora una demanda de juicio político del PAN, encabezada por el senador Julen Rementería, en la que lo acusan de ser responsable de “la espiral de violencia e inseguridad y de la crisis política que se vive en su estado. En respuesta, el mandatario al que una y otra vez ha tenido que acudir en su rescate el presidente López Obrador, dice, muy seguro de la protección federal de la que goza, no sólo del Ejecutivo sino de la mayoría de Morena en el Congreso que muy seguramente repetirá las prácticas priistas y mandará, primero “a comisiones” y luego a la “congeladora” la demanda de juicio en su contra: “Que lo intenten, son libres, no tengo ningún problema… ninguno, no me voy a amparar, y ellos están en su derecho. Qué bueno que vigilen a los gobernantes, es parte de su labor, yo no soy (Miguel Ángel) Yunes, ni (Javier) Duarte, no tengo cola que me pisen, soy académico, soy maestro, y estamos haciendo bien las cosas”. Uno por académico y el otro por futbolista, pero en los hechos, ni Cuauhtémoc Blanco ni Cuitláhuac García demuestran tener la capacidad de gobernar sus estados y de garantizar la seguridad de sus ciudadanos”