Hallan cinco cuerpos en una fosa clandestina en Uruapan, Michoacán

Hallan cinco cuerpos en una fosa clandestina en Uruapan, Michoacán

Los cuerpos presentaban huellas de tortura y heridas con armas de fuego.

URUAPAN.— La Fiscalía General de Michoacán inició una carpeta de investigación por el hallazgo de cinco cuerpos en una fosa clandestina en un predio cercano a un camino que une a las localidades de San Lorenzo y Cheranguerán, en el municipio de Uruapan.

La mañana del domingo, la Fiscalía estatal recibió un reporte de la localización de una fosa clandestina, por lo que personal se trasladó al lugar de los hechos, donde confirmaron que estaban los cuerpos de cinco hombres que fueron inhumados de forma ilícita.

⇒ Los restos de las víctimas, que hasta ayer no habían sido identificados, fueron trasladados al  Servicio Médico Forense (Semefo) para que se les practique la necropsia de ley y se determine la causa de muerte.

Según reportes de medios locales, los cuerpos presentaban huellas de tortura y heridas con armas de fuego, además fueron vinculados con el caso de cinco hombres que trabajaban en un centro de rehabilitación y desaparecieron en noviembre pasado.

De acuerdo con El Universal, familiares confirmaron que se trataba de  Luis Alberto J., Fredy Fernando G., Pablo C., Angel Audiel C., y Leopoldo Francisco “N”, quienes eran integrantes de un centro de rehabilitación ubicado en la comunidad de Caltzontzin, en Uruapan, y su función era de guías, conocidos como “padrinos”.

Relataron que el pasado 9 de noviembre, llegaron dos personas a las instalaciones del centro de rehabilitación: María de Lourdes “N” Y Rodrigo Yamel “N”. Ambos, pidieron el apoyo para ir por un supuesto paciente al municipio de Paracho, ubicado a 35 kilómetros de distancia.

Los “padrinos” abordaron una camioneta, marca Dodge, tipo caravan, de color gris y se dirigieron al lugar para realizar su servicio como lo hacían todos los días.  Después, nada se supo de ellos y fueron reportados como desaparecidos, además de que pobladores de su comunidad realizaron bloqueos en la ciudad de Uruapan.

Entre sus movilizaciones, los habitantes de Caltzontzin localizaron a Rodrigo Yamel y lo entregaron en la Fiscalía en Uruapan, que después detuvo a María de Lourdes. Ambos, fueron puestos a disposición de un juez de control, por la desaparición de los cinco integrantes del centro de rehabilitación.

⇒ A casi un mes de que fueran privados de su libertad, los cuerpos de las cinco víctimas fueron localizadas. Aunque la Fiscalía no ha confirmado si los cuerpos hallados en la fosa clandestina corresponden a los de los cinco hombres desaparecidos.

AM.MX/dsc