Suspenden transporte público en Acapulco tras hechos de violencia

Suspenden transporte público en Acapulco tras hechos de violencia

CHILPANCINGO.— El puerto de Acapulco amaneció este lunes sin servicio de transporte público que transitan desde la periferia del municipio hasta el Centro de la ciudad, luego de que este domingo, hombres armados quemaron un camión urbano y un taxi y atacaron a balazos a un chófer mientras conducía su vehículo.

Desde las 5:00 horas, estudiantes, trabajadores y ciudadanos reportaron la poca presencia de camiones en la periferia de la ciudad, lo que ha hecho que los acapulqueños tengan que esperar hasta dos horas en lo que pasa un camión. Asimismo, reportan que los pocos taxis colectivos que se encuentran en zonas del centro como La Cruces, solamente llegan hasta cierto punto.

⇒ Algunos usuarios de redes sociales han reportado que diversas camionetas y carros particulares se encuentran ayudando a las personas al acercarlos a sus zonas de trabajo o estudio.

De acuerdo con medios locales, desde este domingo 25 de febrero, diversos transportistas empezaron a detenerse. Presuntamente, a las 18:00 horas, los trabajadores del volante dejaron de trabajar por miedo a la delincuencia organizada; por lo que las paradas lucieron abarrotadas.

Este paro del transporte público en Acapulco se da luego de que, alrededor de las 14:30 horas de este domingo, en la avenida Cuauhtémoc, una de las principales vías del puerto, un chofer de un taxi colectivo fue atacado a balazos por hombres a bordo de una motocicleta.

Además, por la mañana, alrededor de las 8:00, en la avenida Ruiz Cortines, hombres armados quemaron un camión urbano de la ruta Primero de Mayo-Caleta. El informe indicó que sujetos interceptaron el camión en una zona de escuelas y de centros comerciales, le rociaron gasolina y después le prendieron fuego.

Previamente, durante la madrugada, en la colonia Progreso, entre las calles Durango y Zacatecas, hombres armados quemaron un taxi que estaba estacionado. De acuerdo, con el reporte llegaron en un vehículo, le rociaron gasolina y lo incendiaron.

El 11 de enero, Acapulco amaneció sin el servicio del transporte público, tras los asesinatos de choferes y ataques a urvan, camiones y taxis.

AM.MX/dsc