Duro contra la OMS

Duro contra la OMS

 

El ‘como anillo al dedo’ también se volvió pandemia

El presidente Donald Trump, junto con su homólogo brasileño, Jair Bolsonaro, han sido ejemplo mundial de cómo tratar con desdén la pandemia de coronavirus, pero ante el costo de sus errores, tratan de culpar a otros, por ejemplo, al carioca le han renunciado dos ministro de Salud en un mes.

Aunque Trump también ha tenido diferencias públicas con sus asesores en materia de epidemiología, ha recurrido a la vieja estratagema de los candidatos presidenciales gringos: buscarse un enemigo en el exterior.

En este contexto y ante las severas críticas que ha recibido, sobre todo de los demócratas, el empresario se ha lanzado con todo y amenaza con suspender en forma permanente las aportaciones de su administración al organismo multilateral (EU habría contribuido con 118 mdd para el bienio 2018-2019, de un total de 957 mdd de fondos gubernamentales)

Desde luego, la cruzada contra el organismo asistencial se queda en medio de la disputa entre los vecinos del norte y China, en lo que se refiere a un posible Nuevo Orden Mundial, caminando entre cadáveres, las dos súper potencias buscan imponer sus intereses.

Mientras esto ocurre, los que resienten las discordias, son los condenados de la Tierra, esos que esperan un curita o una aspirina para aliviar su dolor, mismos que sólo les acerca la OMS. Queda claro, las elites no piensan cambiar, quieren una nueva normalidad a su modo.

 

Las ideas y opiniones aquí expresadas son responsabilidad exclusiva del autor y no necesariamente reflejan el punto de vista o la línea editorial de Informaver y Arcadeleer. Respetamos y defendemos el derecho a la libre expresión.

Salud

Más Artículos