17 de mayo, un día para luchar contra la Homofobia

17 de mayo, un día para luchar contra la Homofobia

 

CIUDAD DE MÉXICO, 17 de mayo (Al Momento Noticias).-  Este 17 de mayo es Día Nacional de Lucha contra la Homofobia, esta celebración no sólo es para portar un distintivo de color morado o banderas del arcoiris, es para reflexionar sobre estas conductas y como evitar la discriminación a la diversidad sexual.

 

Desde anoche, la Presidencia de la República y diversas dependencias federales “se vistieron” de arcoiris,  es decir, en sus portales lucirán la bandera arcoíris, un símbolo de la comunidad Lésbico, Gay, Bisexual, Transexual, Travesti, Transgénero e Intersexual (LGBTTTI).

 

A través de su portal de internet, la Presidencia de la República destacó que “México es un país de muchos colores en los que la diversidad nos fortalece y nos ofrece una gama muy amplia de aptitudes, habilidades y capacidades que pueden ponerse al servicio de todos los mexicanos y por ello la homofobia es contraria al deseo de trabajar juntos por un mejor país”.

La homofobia es el temor, rechazo o aversión a las personas por razón de su orientación, preferencia sexual, identidad y expresión de género.

En México, el 21 de marzo de 2014 se estableció el 17 de mayo de cada año como el Día Nacional de la Lucha Contra la Homofobia, un posicionamiento formal y claro en relación a combatir la homofobia con políticas públicas y avanzar hacia una sociedad incluyente en materia de igualdad y no discriminación.

Este día es para promover la eliminación en todos los ámbitos de la sociedad de actitudes que afectan el ejercicio de los derechos y libertades en igualdad de condiciones debido a los prejuicios, estereotipos y estigmas hacia la comunidad LGBTTTI a fin de consolidar una sociedad de derechos.

“En el Gobierno de la República trabajamos por un México en el que el ejercicio de los derechos que garantiza nuestra Constitución sean realidad para todas y todos los mexicanos”, enfatizó la dependencia federal.

Desde 2004, la Organización de las Naciones Unidas (ONU) celebra cada 17 de mayo el Día Internacional contra la Homofobia y la Transfobia.

De acuerdo a Ricardo Bucio Mújica, especialista en el tema, México está en un proceso para ser un “país donde se evite toda forma de discriminación, violencia o maltrato hacia cualquier persona por su preferencia sexual”.

Sin embargo, la discriminación por tener una preferencia sexual distinta sigue permeando a la sociedad mexicana. Prueba de ello, los resultados de la encuesta realizada por el Consejo Nacional para Prevenir y Eliminar la Discriminación (Conapred) la cual indica que esta condición es la principal causa de discriminación, por encima de grupos como personas con VIH/Sida o indígenas.

Pese a ser considerada una ciudad incluyente, en la Ciudad de México ser homosexual es la segunda causa de discriminación, de acuerdo al Consejo para Prevenir y Eliminar la Discriminación local (Copred).

La discriminación por homofobia tiene múltiples formas de expresarse, desde la agresión física, exclusión, hasta la muerte; según el Copred, principalmente las mujeres no heterosexuales sufren violencia verbal, mientras que los hombres homosexuales son agredidos físicamente.

Mientras que el grupo Trans sufren violencia física, exclusión y son llamados “antinaturales”.

De acuerdo al Conapred, la discriminación por preferencia sexual produce daño psicológico, provoca depresión, alcoholismo, drogadicción, estrés e incluso suicidio.

Por su parte, la Comisión Nacional de los Derechos Humanos (CNDH) aseguró que es necesario impulsar una cultura de la legalidad, así como reconocer que las actitudes de intolerancia y discriminación constituyen un problema para la sociedad, que debe recibir la debida atención.

“Etiquetar o estigmatizar a un grupo poblacional por su orientación sexual atenta contra la dignidad humana y provoca actos de discriminación que aíslan a los individuos y les obstaculizan el desarrollo normal de su personalidad”, señaló el organismo, al indicar que ante ello se requieren políticas públicas que erradican la violencia en ámbitos como la educación, salud, justicia y empleo

Activistas como Xabier Lizárraga y Alejandro Brito Lemus, aseguran que a pesar de los avances legislativos logrados a favor de la comunidad, queda pendiente la erradicación total de la homofobia.

Además, para Lizárraga Cruchanga, antropólogo físico, el término homofobia es incorrecto, él propone el uso de “misohomofobia”, pues no es un miedo  lo que se tiene nada más, sino odio a los que no comparten la heterosexualidad, por ello es preciso anteponer el prefijo “misos” que significa odio.

No basta con un solo día, pues la comunidad LGBTTTI sufre altos índices de discriminación y violación a sus derechos humanos. Bucio Mújica asegura que este día, en conjunto con políticas públicas, promoverá “el combate de actitudes que afecten el ejercicio de los derechos y libertades de la diversidad sexual”.

AMN.MX/dsc