Lula Da Silva lanza su precandidatura por la Presidencia de Brasil

Lula Da Silva lanza su precandidatura por la Presidencia de Brasil

SAO PAULO.— El expresidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva confirmó este sábado que intentará volver al poder en las elecciones de octubre para “reconstruir” Brasil, e impedir un segundo mandato del ultraderechista Jair Bolsonaro en los comicios del próximo 2 de octubre.

“Estamos dispuestos a trabajar no solo por la victoria el próximo 2 de octubre, sino para la reconstrucción y transformación de Brasil, que será mucho más difícil que ganar la elección”, declaró Lula da Silva durante un acto en Sao Paulo, ante unos 4 mil simpatizantes.

Doce años después de dejar el poder con una histórica aprobación (87%), el ícono de la izquierda brasileña, de 76 años, formalizó su participación en unas elecciones que se perfilan altamente polarizadas, cuya campaña arranca oficialmente en agosto.

⇒ Todo apunta a que los comicios se reducirán a un combate entre Lula da Silva, quien presidió Brasil entre 2003 y 2010, y Jair Bolsonaro, quien llegó al poder en 2019; dos enemigos políticos con propuestas completamente antagónicas.

Queremos volver para que nadie nunca más ose desafiar nuestra democracia y para que el fascismo vuelva a las cañerías de la historia de las que nunca debería haber salido“, comentó Lula, quien también presentó oficialmente al que será su compañero de fórmula para la vicepresidencia, el exgobernador de Sao Paulo, Geraldo Alckmin.

En una entrevista con la revista estadunidenseTime, Lula da Silva afirmó que cuando dejó la presidencia en 2010 “no planeaba volver a ser candidato”. Pero decidió dar este nuevo paso en su convulsa trayectoria al ver que “en estos 12 años” su herencia creada “para beneficiar a los pobres (…) fue destruida“.

⇒ Las encuestas sugieren que Lula vencería a Bolsonaro en una segunda vuelta.

Lula da Silva recuperó sus derechos políticos en 2021, después que el Supremo Tribunal Federal anulara sus condenas por corrupción en la causa “Lava Jato”, por considerar que no fue juzgado con imparcialidad por el exjuez Sergio Moro. Por una de esas condenas, Lula pasó un año y medio en prisión.

AM.MX/dsc