Otro “cortinazo” de humo

Otro “cortinazo” de humo

 

Muchas veces  quienes resultan ser nuestros peores enemigos, es la propia familia. Y más cuando están acostumbrados a recibir a manos llenas las virtudes del poder, sin ningún tipo de limitaciones. La falta de valores, es otro factor que regularmente los hijos de los servidores públicos desconocen cuándo piensan que su “Papy” les puede sacar de cualquier situación adversa derivada de sus malas acciones.

Una de las primeras “juniors” que comprobó que el tráfico de influencias en la actualidad no son perdonadas por parte de la  ciudadanía, fue Andrea Benítez, hija del actual ex titular de la Procuraduría General del Consumidor, Humberto Benítez Treviño, quien originó el cese de su señor padre al denunciarse a través de las redes sociales su “berrinche” en un reconocido restaurant del Distrito Federal, cuando el establecimiento no le concedieron la mesa que ella exigía.

El día de ayer le tocó estar en el banquillo de los acusados –al menos por parte de la ciudadanía- al procurador General de la República, Jesús Murillo Karam, por la violenta actitud de su nieto, Gerardo Saade Murillo, el cual supuestamente le propinó una serie de golpes a la hija del director del  Centro de Investigación y Seguridad Nacional (Cisen), Eugenio Ímaz Gispert.

Mostrando una falta de valores por parte del muchacho, ahora Murillo Karam,  su nombre fue mencionado inevitablemente en las redes sociales y ahora, tendrá actuar con el ejemplo y proceder como lo marca la ley en contra de su propio nieto.

Lo extraño de este asunto, es que se desprenden una serie de cuestionamientos en torno al caso, como son: ¿Cómo habrá logrado Gerardo Saade ingresar al domicilio, sin que el cuerpo de seguridad de la familia Ímaz lo impidiera?

Suponemos que si lo logró, fue con la total anuencia de la seguridad y demás personal contratado de Ímaz Gispert, pero de ahí se desprende otro premisa: ¿Cómo logró ingresar a las habitaciones de la hija del director del Cisen y sin que nadie escuchara nada, propinarle una golpiza a la joven?

Sin demeritar el acto de la violencia que incurrió el joven -nieto del procurador- quien incurrió en un violento ataque en contra de Alexia Ímaz, la otra pregunta que salta es:

¿Por qué el director del Cisen, Eugenio Ímaz Gispert, no levantó una denuncia penal en contra del nieto del procurador? ¿Por qué las hijas denuncian a través de las redes sociales y no lo compartieron a su padre? ¿Cómo es posible que Ímaz Gispert no se haya percatado sobre el estado de su hija? ¿Cómo el joven logró ingresar a la habitación de Alexia y ahí mismo propinarle una golpiza sin que nadie la ayudara? ¿El cuerpo de seguridad no escuchó el revuelo al interior de la habitación de la joven? ¿Cómo logró escapar Gerardo Saade?

Lo curioso de este asunto, es que hasta el momento la denuncia se hizo a través de las redes sociales y no por la vía penal. El silencio por parte del titular de la PGR, Jesús Murillo Karam y del director del Cisen, Eugenio Ímaz Gispert, son otro punto que desconciertan.

Habría que preguntarnos si este tema no viene a ser una cortina de humo por parte de la administración peñista, para distraernos mientras que llevan a cabo alguna acción que perjudica a los mexicanos. Tendremos que estar muy atentos, pues es realmente ridículo que dicha situación -de haber sucedido- no se haya formalizado penalmente por parte de la familia de Alexis Ímaz en contra de Gerardo Saade.

Suele ser realmente extraño, que no exista alguna versión oficial tanto por parte del procurador General de la República, Jesús Murillo Karam y del director del Centro de Investigación y Seguridad Nacional (Cisen), Eugenio Ímaz Gispert, con relación del asunto, mientras que el tema haya causado revuelo en las redes sociales.

Madero sacrifica un Cordero

Al parecer el presidente del CEN del Partido Acción Nacional (PAN), Gustavo Madero Muñoz le propinó un golpe muy bajo a la militancia panista al nombrar como sustituto de Ernesto Cordero, -quien fungía como coordinador de la bancada del albiazul en la Cámara Alta- al ex priísta, Jorge Luis Preciado.

Este acto, logra darle la razón a Ernesto Cordero, al acusar a Madero de hacer del Partido Acción Nacional un satélite del Partido Revolucionario Institucional (PRI), pues dicho acto logra desestabilizar a la militancia en vísperas de las contiendas electorales que se llevarán a cabo en 14 estados de la República Mexicana.

Lo curioso de todo esto, es que sólo 13 de los 38 legisladores hicieron presencia a dicha “imposición” por parte de su líder nacional. Es decir, 25 senadores reconsideraron hacer presencia a un acto totalmente arbitrario, enviándole a Jorge Luis Preciado, que efectivamente se acaba de ganar “la rifa del tigre”.

Gustavo Madero le aplana el terreno a los priístas en las próximas contiendas electorales, al reaccionar a favor del Revolucionario Institucional y debilitar a sus candidatos panistas en un divisionismo que día a día debilita y cansa a los militantes de su partido.

Totalmente desquebrajado el PAN, entra el día de hoy a las campañas políticas de los diputados locales. Todo un mes, los ciudadanos veracruzanos escucharán la guerra publicitaria, la ofensiva sucia y los métodos más inverosímiles por parte de cada uno de los candidatos de los diferentes partidos políticos, quienes intentarán aventajarse con relación a sus adversarios políticos.

Ahora podemos decir: “Que gane el peor”.

Quejas y comentarios:
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Twitter: @AGNVeracruz

Facebook: Agn Infover

Visita www.agninfover.com

Las ideas y opiniones aquí expresadas son responsabilidad exclusiva del autor y no necesariamente reflejan el punto de vista o la línea editorial de Informaver y Arcadeleer. Respetamos y defendemos el derecho a la libre expresión.