Las fallidas campañas

Las fallidas campañas

Derivado del hartazgo ciudadano, actualmente todos los candidatos –llámense rojos, azules, amarillos, verdes, naranjas- andan sin brújula. Su posicionamiento entre la preferencia ciudadana se ha visto tan frágil e inconsistente que se puede palpar en cada uno de sus actos proselitistas, los cuáles están cada vez más fallidos y vacíos.

Unos más que otros –tal vez porque su equipo de avanzada esté fallando- pero actualmente les cuesta convocar a la ciudadanía en sus actos proselitistas. Es notorio que el hartazgo es más contundente actualmente; ahora el convencer a las personas está resultando una tarea difícil para los candidatos.

Miles de propuestas emanan por parte de los aspirantes: “Voy a impedir el alza de los combustibles, reduciré las tarifas eléctricas, empleos para los veracruzanos, etc”. Hay otros que su propuesta es que cumplirán cada una de sus promesas de campañas y existen quienes las han notariado para con ello pretender convencer a los votantes.

El problema es que hasta ahora ninguno de ellos han manifestado literalmente como lograrán cada una de sus promesas, pues como dicta el famoso refrán: “prometer no empobrece, dar es lo que aniquila” y si actualmente los candidatos a la presidencia de la República, senadores y diputados federales, “prometen y prometen” incontroladamente pero no presentan un real proyecto en donde este justificada la problemática y las soluciones que llevarán a cabo, luego entonces sus palabrerías suelen ser simplemente eso.

En charlas con vecinos, amigos, compañeros de trabajo, etc., se argumenta que están convencidos que existe falta de claridad en cada uno de los candidatos de todos los partidos políticos. Hay otros que sostienen que de todos no se hace uno sólo, y más cuando al revisar los nombres de quienes aspiran a los diferentes cargos de elección popular, se percatan que en Veracruz todos se apellidan Yunes-situación que les causa incomodidad y consideran realmente una burla por parte de los partidos políticos-.

Los reales votantes dicen harán uso de su voto útil y así elegir a quienes consideren el menos “pior” para ocupar la silla presidencial y las curules de la Senaduría y del Congreso de la Unión.

Luego entonces, no vaya a ser que todos piensen igual, y a la hora de la verdad resulta que en el caso de los presidenciables, el beneficiado resulta Andrés Manuel López Obrador o en el peor de los casos, Gabriel Quadri, ese mismo que se la pasa quejándose ante el Instituto Federal Electoral por actos discriminatorios cuando no es considerado a reuniones de diversas organizaciones. Pero como considerarlo si la propia Elba Esther Gordillo –dueña de Nueva Alianza- ha manifestado su preferencia por el candidato del Partido Revolucionario Institucional (PRI), Enrique Peña Nieto.

Dicen que a “río revuelto, ganancia de pescadores” y de seguir en esa tónica los desangelados candidatos, los ciudadanos no podrán tener claro a quien brindarle su voto el próximo julio.

Vázquez Mota, un desacierto tras otro

La decisión de los candidatos del albiazul y del tricolor por desatender el llamado de la periodista Carmen Aristegui para llevar a cabo un debate entre los cuatro candidatos presidenciables, deja claro que ambos contendientes no tienen la capacidad de responder a los cuestionamientos que la misma ciudadanía les hiciese, como tampoco a la habilidad oral para defender sus “dizque propuestas”.

En lo personal, puedo considerar que Josefina Vázquez Mota le faltó colmillo; el negarse a participar en el debate hubiera originado el hundimiento eminente de Peña Nieto. Si hubiese aceptado debatir con Andrés Manuel López Obrador y Gabriel Quadri de la Torre, para el candidato del tricolor, Enrique Peña Nieto, dicha situación le hubiera provocado una caída incontrolada de su dizque posicionamiento en las “preferencias electorales”. Pero al parecer su falta de estabilidad emocional, física y política le provocó un lamentable miedo. El no debatir, la hacen proyectar una imagen de inseguridad verse insegura, falta de experiencia y claramente evidencia también su nulas tablas en la política.

Sus asesores al parecer son sus peores enemigos, quienes se encuentran decididos en desaparecerla por completo de su aspiración política, pero sobre todo anularle su anhelado sueño de despachar en Los Pinos.

Pepín y su doble discurso


En un conocido café de Boca del Río, el director del Sistema de Agua y Saneamiento, José Ricardo Ruiz Carmona se reunió con los ex titulares del organismo regulador de agua, pues dijo ellos con su vasta experiencia han logrado orientarlo para solucionar los problemas que se presentan en el SAS.

Anunció con bombo y platillo –pese a que la jefa de prensa se mostró sorprendida y molesta por la presencia de los medios de comunicación pues supuestamente esta reunión era privada- que no existirá estiaje y lanzó un llamado a la ciudadanía para que reporten las fugas y sobre todo, que cuiden el agua pues el estado es candidato al desabasto de este vital líquido.

Al cuestionamiento de la nula intervención de las cuadrillas del organismo en la atención de las fugas de agua que se reportan, donde puede presentarse el caso que hasta 24 horas y hasta días, estas se presenten para repararlas, originando que se desperdicie el agua.

Pepín Ruiz Carmona casi orgulloso que realmente puede considerar que la visita de las cuadrillas en los reportes de fugas es oportuna, pues anteriormente estos reportes se atendían hasta después de 15 días.

Ante su respuesta, puedo cuestionarle entonces a José Ruiz Carmona que si antes los directores del Sistema de Agua, José Tello Allende y Antar Kuri Gómez no cumplían con su deber como él lo hace, luego entonces no entendemos que busque su asesoría.

Actualmente apreciar la falta de organización que impera en el SAS, la cual es la total anuencia y tolerancia a los malos trabajadores operativos, quienes son ellos mismos los que provocan las constantes fugas de agua que se registran en la conurbación Veracruz-Boca del Río, pues al realizar los cortes, dejan mal taponeadas la mangueras, provocando que cientos de metros cúbicos de agua se desperdicien.

No sirve nada llamar y llamar, si bien nos va en 24 horas será atendida y en el peor de los casos puede durar semanas para que las cuadrillas se dignen a impedir el desperdicio de agua.

Donde está entonces ese llamado que realiza José Ruiz Carmona a la ciudadanía para que no desperdicien el agua. Se debe de predicar con el ejemplo y en el tiempo que lleva en el cargo, no se ha visto una real convicción por el puesto, pues éste sólo se encuentra concentrado en su afán protagónico de salir en todos los medios y así utilizar los reflectores para fines partidistas.

Le dejamos a Pepin, algunas quejas ciudadanas, para que advierta la situación real sobre la incompetente función de sus trabajadores:

Lunita IanisaKontreras • Federal N. 7

YO VIVO EN ESTATUTO TENGO DOS SEMANAS REPORTANDO A SAS UNA FUGA DE AGUAS NEGRAS YA QUE POR AHÍ HAY NIÑOS Y NO PUEDEN SALIR A JUGAR A LA CALLE SE KE HAY MUCHAS PERO YA FUIMOS COMO 4 VECES DICEN KE HOY ALRATO MAS ALRATO

CrAg Ciro
Falso. Es falso lo que afirma el director de SAS. He visto que demoran semanas las fugas que parecen manantiales. Además, reparan una y si existe otra a sus cercanías, no la reparan: debe existir otra denuncia o aviso para que la reparen.

Alex Gallegos • Cristóbal colon
Acuden rápido a componer la fuga, y también la componen con rapidez, pero no lo hacen bien. En mi caso ya llevo 4 veces que arreglan la misma fuga en un año y hoy voy a volver a reportarla.

Quejas y comentarios:

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Twitter:
@Priskis22
@AGNVeracruz

Las ideas y opiniones aquí expresadas son responsabilidad exclusiva del autor y no necesariamente reflejan el punto de vista o la línea editorial de Informaver y Arcadeleer. Respetamos y defendemos el derecho a la libre expresión.