El vicepresidente Ebrard

El vicepresidente Ebrard

Con los becarios en la bolsa, lo que sigue es buscar la bufalada global

Canchero, el canciller Marcelo Ebrard se multiplica para sacarse la foto lo mismo con Donald Trump, que con el primer ministro de Canadá Justin Trudeau. En este contexto, igual viaja a España para limar asperezas con la Corona y el gobierno español, que se desplaza a Centroamérica para anunciar inversiones mexicanas en la región.

Lo anterior, no impide que influya en los temas de política interior, para manejar la agenda con los Estados Unidos en materia migratoria, de seguridad interna y comercial, por lo tanto, desplazó a Olga Sánchez Cordero, a Alfonso Durazo y a Graciela Márquez.

Sin embargo, con el mismo estilo de su fallecido mentor, Manuel Camacho, el carnal Marcelo se da su tiempo para ‘meter mano’ en San Lázaro, a través de su alfil Mario Delgado, y en alianza con Ricardo Monreal, buscan quitarle el control de MORENA a la señora Polevnsky, para imponer a su gente en las candidaturas del 2021.

Además, sabedor de que la política es local, Ebrard impulsa un gobernador de facto para Veracruz, en la persona de Elías Miguel Moreno Brizuela, otro de sus coequiperos.

Y si todo lo planteado no bastara, tiene una relación entrañable con Elba Esther Gordillo.

Esta es la forma en que está construyendo su candidatura presidencial, si le sale o no, ya se verá, pero de que entiende el mecanismo, lo entiende.

La insoslayable brevedad/Javier Roldán Dávila

Las ideas y opiniones aquí expresadas son responsabilidad exclusiva del autor y no necesariamente reflejan el punto de vista o la línea editorial de Informaver y Arcadeleer. Respetamos y defendemos el derecho a la libre expresión.