Crítica ignorada

Crítica ignorada

En los crispados tiempos que vivimos, se puede hacer el mejor reportaje, con datos confirmados, o escribir un fundamentado artículo de fondo y no ocurrirá nada, porque toda crítica o información que evidencie a los gobernantes es descalificada a priori.

Así pues, se pueden denunciar actos de corrupción o cuestionar las políticas públicas con argumentos razonables y no pasará nada, la corrupción seguirá y los yerros se multiplicarán por doquier.

Si se acusa falta de medicinas, licitaciones amañadas o nepotismo, la respuesta en automático es: campaña negra de los opositores...y a seguir en lo que están.

Si algunos advierten sobre el desmantelamiento de los órganos autónomos, la falta de presupuesto para ciencia y tecnología o el error de cerrar las estancias infantiles, si bien les va, les dirán panfletarios perfectos.

Esto nos recuerda cuando un funcionario solicitaba ser investigado por la extinta PGR, después de una indagatoria a modo lograría ser exonerado, con lo que podía seguir en lo suyo y evitar una sanción futura, al no poder ser juzgado dos veces por el mismo delito.

Bajo esta óptica, la mejor vacuna para un político rapaz e inepto, es que lo mencionen los medios, porque esto le servirá para obtener indulgencias.

Las ideas y opiniones aquí expresadas son responsabilidad exclusiva del autor y no necesariamente reflejan el punto de vista o la línea editorial de Informaver y Arcadeleer. Respetamos y defendemos el derecho a la libre expresión.