Cierran todas las escuelas en Los Ángeles por amenaza

Cierran todas las escuelas en Los Ángeles por amenaza

 

WASHINGTON, 15 de diciembre (Al Momento Noticias).- Más de 900 escuelas públicas de Los Ángeles, California, fueron cerradas debido a una “amenaza creíble”, informó la Policía de la ciudad.

Las autoridades subrayaron que se trata de una “amenaza no especificada”; sin embargo, medios locales indicaron que se trata de una amenaza de bomba hecha a través de una llamada telefónica.

“Estamos todavía analizando la amenaza. Hemos decidido cerrar nuestras escuelas hoy hasta que tengamos la certeza de que nuestros campus son seguros”, aseguró el jefe de la Policía de Escuelas de Los Ángeles, Steve Zipperman, en conferencia de prensa.

Las escuelas son gestionadas por el Distrito Escolar Unificado de Los Ángeles (LAUSD, por su sigla en inglés), el mayor sistema de escuelas públicas de California, y tiene matriculados a más de 640 mil estudiantes, desde preescolares a secundarias.

Los alumnos que ya se encontraban en las escuelas fueron enviados de vuelta a su casa hasta nuevo aviso.

“No voy a correr ningún riesgo trayendo a los niños a un lugar o a cualquier parte de un edificio hasta que yo sepa que es seguro”, afirmó el superintendente del LAUSD, Ramón Cortines, al precisar que la amenaza fue “extraña” y fue por “medios electrónicos”.

Cortines no dio detalles sobre la amenaza, pero puntualizó que guarda relación con mochilas o paquetes abandonados en las escuelas.

El Buró Federal de Investigaciones (FBI) apoya en la investigación de la amenaza, añadió la Policía de Los Ángeles.

La decisión del cierre escolar se produjo después del atentado cometido en la cercana localidad de San Bernardino por dos supuestos simpatizantes del grupo yihadista Estado Islámico (EI), que dejó 14 muertos y más de 20 heridos.

Nueva York recibió la misma amenaza, pero no ha suspendido las clases

La ciudad de Nueva York recibió la misma amenaza para las escuelas que Los Ángeles, pero su respuesta ha sido totalmente opuesta.

El alcalde Bill de Blasio y su jefe de policía, William Bratton, señalaron que consideraron esa amenaza como “un engaño o una falsificación”.

Bratton remarcó que, tras analizarla, descartaron que supusiera “una amenaza real”.

AMN.MX/dsc/bhr