Américo Zúñiga, de la “A” a la “Z” (I)

Américo Zúñiga, de la “A” a la “Z” (I)

 

Se ve realmente joven, con esa camisa blanca y ese caminar erguido, apresurado; lo único que contrasta con esa juventud es el gesto, un poco cansado por estas semanas agotadoras de campaña. El día que, según nosotros lo teníamos que ver en el restaurante de Liverpool y que él ni por enterado, había estado en una reunión con mujeres, acompañado por su esposa Mariana. Al terminar el evento salió a todas prisas para alcanzar a los miembros del Círculo Rojo. Yo, que ya me retiraba, lo vi llegar en una camioneta blanca, apenas ni se detenía el vehículo y él ya estaba bajando de prisa, de un salto alcanzó el piso, yo ya me dirigía a los sanitarios, de ahí me fueron a sacar.

Yo no lo conocía personalmente, sí, habíamos intercambiado saludos en varias ocasiones, en aniversarios de la revista Análisis Político de Melitón Morales o en las fiestas de Crónica del Poder con Felipe Hakim, pero no habíamos tenido una conversación completa. Es por ello que, como muchas personas que no lo conocen, esperaba a un muchacho inmaduro, quizá engreído porque, como dicen, las cosas no le han costado. Pero grata sorpresa, Américo Zúñiga carga con una buena actitud; con un discurso convincente, claro, sencillo.

Pienso de inmediato: «Lo ha de traer de herencia, su padre, Guillermo Zúñiga Martínez, fue primer lugar en el concurso de oratoria organizado por la Universidad Veracruzana, allá por 1966». Luego pienso que esas cosas no se heredan, se padecen. Y entonces caigo, nuestro entrevistado fue diputado local en el Congreso que está por salir, ahí se debió haber fogueado.

La entrevista se realiza en el reservado del restaurante La Gavia. El candidato a la alcaldía de Xalapa nos saluda amablemente. Cuando le preguntamos si está consciente de la animadversión que tienen los votantes xalapeños por los partidos políticos, especialmente por el PRI, el candidato nos dice que sí, está consciente, pero también sabe que esa animadversión se refleja más en las elecciones nacionales.

Es por ello que Américo Zúñiga busca la cercanía con la gente, pero con propuestas reales, para no ser igual a todos. Él sabe que «si la gente no confía en la administración, no podrá llevarse a cabo obra». Porque el ayuntamiento es un organizador, la primera autoridad celular que tiene el ciudadano; «de ahí la importancia de la participación ciudadana». Para Américo el ayuntamiento no sólo es un orquestador de presupuestos, no es un robot; el ayuntamiento debe tomar su postura como un gran inspirador de la sociedad.

Para el candidato a la alcaldía de Xalapa es importante poder inspirar a los electores, sobre todo aquellos que tienen un gran desánimo por la clase política. A los ciudadanos, dice el candidato, «hay que hablarles con la verdad y ponerles ejemplos. Debe ser difícil para los candidatos hablar de lo que se va a hacer sin tener fundamentos de lo que se hizo». Entonces nos recuerda que como secretario del Trabajo le tocó involucrar a los dueños de establecimientos de autoservicio «a que cambiaran el cerillaje de los niños para la contratación de adultos mayores que querían entrar a ese tipo de esquemas»; Américo Zúñiga dice sentirse satisfecho porque brindó a muchos adultos mayores, posibilidades de ingresos.

Él se dice partidario de la delegación de responsabilidades, siempre y cuando se haga con gente responsable y honesta que pueda servir a los ciudadanos de forma directa. Si los ciudadanos piden cercanía, entonces piensa reactivar las delegaciones que ya tenía la ciudad donde las personas puedan resolver diversos problemas, incluso realizar pagos al municipio sin verse obligados a ir al centro de la ciudad; «no vamos a crear más burocracia, sino eficientarla».

Américo Zúñiga, a pregunta de Claudia Guerrero sobre el problema de las colonias irregulares, nos recuerda los cinco ejes fundamentales para su gobierno: seguridad, movilidad, servicios y obra pública de calidad, transparencia en la rendición de cuentas y crecimiento ordenado en la ciudad. El candidato habla de establecer una defensa de las áreas verdes de la ciudad.

Sobre el tema de la movilidad Américo Zúñiga habla de apoyar el Plan de Movilidad 360, pero él va todavía más allá. Piensa que una de las soluciones está en librar a los ciudadanos de tener que ir al centro a realizar sus trámites administrativos. Según él, el municipio debería de tomar la rectoría de para dónde debería de crecer la ciudad de Xalapa; piensa en polos de desarrollo urbano, ¿cómo se puede hacer eso?, se pregunta él mismo: planeando, se responde.

Sobre el tema de las manifestaciones Américo nos dice creer en el diálogo, se considera un político conciliador, se podría decir que la Secretaría del Trabajo lo puso a prueba, pues ahí tuvo que tratar por cinco años con este tipo de problemas; pero él también cree que donde la razón deja de imperar se debe aplicar de manera correcta la ley.

Sobre el tema cultural el candidato señala que en Xalapa se debe hacer un gran esfuerzo por incrementar la oferta turística. «Necesitamos sacar a Xalapa del anonimato desarrollándola, presentándola como una ciudad cultural». Elementos, señala Américo Zúñiga, los hay, «aquí tenemos la mejor sinfónica, espacios para la exposición, talentos que se desbordan. Tenemos cultura, arte, lo que debemos hacer es incrementar la promoción de nuestras fortalezas». En ese momento Américo le da indicaciones a su particular, al parecer la plática se puso buena y él piensa darnos más tiempo. (Continuará)

Círculo Rojo: Michelle Servín; apoyo en campaña


Un activo dentro de la campaña de Américo Zúñiga es Michelle Servín, quien sigue apoyando en las actividades que el candidato desarrolla por toda la ciudad. Michelle Servín va en la planilla a la alcaldía como síndica, cuenta con un trabajo que ha realizado con personas vulnerables, trabajo en el que se destacó cuando fue directora del DIF municipal, donde se granjeó el cariño de las muchas personas a quienes ayudó.

Postdata 1: Abel Cuevas pone el punto en las íes

El candidato del PAN a la alcaldía de Xalapa, Abel Cuevas Melo, percibió en estos dos días de desastre que la ciudadanía está muy indignada por las desgracias que año con año deben de padecer a causa de las malas administraciones tanto estatales como municipales. Él dice que los ciudadanos están «hartos de que cada vez que ocurren estas desgracias, las autoridades se apuran a entregarles un par de láminas, algunas despensas y en el mejor de los casos se llevan la basura, pero año con año continúan las afectaciones y lejos de resolver el problema, sólo lo patean hacia adelante». Más de acuerdo no se puede estar con él.

Postdata 2: Nuestros lectores tienen la palabra

En este espacio iremos poniendo algunos de los mensajes que los ciudadanos nos hacen llegar por correo electrónico. Un lector, que pide el anonimato nos dice lo siguiente:

«Te comento, y es la única vez que lo hago y sólo a través de este medio, que me entere y comprobé que son ciertos los datos de que existe un tal Luis Ponce Jiménez que cobra una plaza muy generosa en la SEV, la cual no trabaja, cobra en la Secretaría de Turismo y trabaja en Medio Ambiente. ¿Cómo le hace para él solito hacer todo eso?» Que lo conteste el implicado.

Armando Ortiz

Las ideas y opiniones aquí expresadas son responsabilidad exclusiva del autor y no necesariamente reflejan el punto de vista o la línea editorial de Informaver y Arcadeleer. Respetamos y defendemos el derecho a la libre expresión.